PIPÍ versus POPÓ (Personificación)

pipí popó

PIPÍ versus POPÓ

(Personificación)

En el pañal de un bebé
se encontraron dos regalos,
y en sus restos, a intervalos,
hablando los escuché.
Su nombre les pregunté
y el más rubio y presuroso,
dijo ser líquido hermoso,
al que llamaban “Pipí”,
y en contrapunto lo oí
contra “Popó” el oloroso.

—Yo tengo el color del oro—
dijo Pipí, presumido,
—soy biberón convertido,
el más claro e inodoro.
Al pañal yo me incorporo,
apenitas lo humedezco,
ser “El Uno” me merezco,
no como el “Número Dos”
que tiene un olor atroz
y aquí al lado lo padezco.

Enojado del desprecio,
al escucharlo, Popó
rápido le respondió
con visible menosprecio:
—No seas tonto, no seas necio,
feo fluido amarillito,
vos sos un rancio caldito
que de oro no tiene nada,
sos agua contaminada
que al pasto deja marchito.

Pipí comenzó a llorar
con sus rubias lagrimitas,
y Popó entre pataditas
comenzaba a perfumar.
Ahogado en ese mar
empezó a pedir, amable,
que aquel pañal descartable
fuera reemplazado urgente,
porque al resto de la gente
no le era nada agradable.

Abrazados en su tinta,
semejante chimichurri,
parecían pollo al curry
solo que con menos pinta.
Apretados con la cinta
y unidos en la mixtura,
terminó allí la locura
de un contrapunto eventual,
pues mamá envolvió el pañal
y lo tiró a la basura.

© Rubén Sada. 07-09-2019

Rubén Sada

Escritor de poesía en castellano, editor y redactor. Currículum, AQUÍ.

Rubén Sada escribió 1594 entradas

Navegación de la entrada


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puede usar las siguientes etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>