CONTRATO ENGAÑOSO

CONTRATO ENGAÑOSO

¿Por qué fracasé tanto, oh alma mía?
¡Si siempre puse amor en mis empresas!
Si nunca claudicó mi fortaleza,
¡trabajé con coraje y valentía!

¿Por qué debo vivir esta agonía,
y la carga económica me pesa?
Más que en rejas de acero, ya soy presa
de una firma psicópata y sombría.

Contratos abusivos, delincuentes,
me parten en pedazos, en el medio.
Los guantes blancos de un ladrón demente

descuartízanme y pónenme en asedio.
Empañan letras déspotas mi mente,
pero ¡de esta saldré, no hay más remedio!

Rubén Sada. 1/1/2015

 

Los embaucadores han perfeccionado sus métodos, convirtiéndolos en "legales" mediante la firma de contratos abusivos.

 

SEGUIR LEYENDO MÁS:

Compartir la poesía le hará bien a este mundo.

Rubén Sada

Escritor de poesía en castellano, editor y redactor. Currículum, AQUÍ.

Rubén Sada escribió 1407 entradas

Navegación de la entrada


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puede usar las siguientes etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>