ABRÁZAME, SÓLO ABRÁZAME

ABRÁZAME, SÓLO ABRÁZAME

Ven a mi lado cariño, quédate ahora conmigo,
porque sé que tus abrazos me cobijarán del frío.
Yo necesito abrazarte, solamente estar contigo,
y tus brazos serán a mí el mejor de los abrigos.

Abrázame que me muero y se me vuela la vida,
ya que a mis lejanas tardes invade la melancolía.
Abrázame y así mi alma ya no estará más herida,
para que en mi eterna noche no me mate esta agonía.

Y en instantes sentiremos que se nos detiene el tiempo,
abrazándonos sentir que estamos juntos viviendo.
El tiempo vuela, amor, y el espejo nos acusa,
sigamos abrazándonos con cualquier tonta excusa.

Envuélveme como pétalos con suavidad de tus brazos,
ya que con tanta ternura me regalaste tu vida.
Quiero ampararme viviendo muy seguro a tu lado,
pero preciso me abraces y así cures mis heridas.

© Rubén Sada. 16-02-2007

 

 

Compartir la poesía le hará bien a este mundo.

Rubén Sada

Escritor de poesía en castellano, editor y redactor. Currículum, AQUÍ.

Rubén Sada escribió 1411 entradas

Navegación de la entrada


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puede usar las siguientes etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>